Críticas, Estrenos

The Assassin – Divinidad pictórica; esoterismo narrativo

Crítica escrita por Jorge Aceña

Una constante sensación agridulce me invade tras salir de la sala, tan ingrata y molesta debido al coraje que supone el avasallador contraste de sentimientos y emociones enfrentadas como enriquecedora y satisfactoria, al reproducirse en mi mente y de forma aleatoria los momentos de total fascinación y que provocan un haz dubitativo por el cual queda remarcada esta indecisión. La película que ha desembocado esta personal confrontación de brillanteces y estupores, de luces y sombras, de gustos y desagrados etc. no es otra que “The Assassin”, la última película del especial director taiwanés Hou Hsiao-Hsien. Presentada en la sección oficial del festival de Cannes 2015, la película desplegó instantáneamente su preconcebida partición entre la comunidad cinéfila. Por un lado, los acérrimos al cine del director, defensores de su estilo marcadamente pausado e íntimo; por el otro, detractores de lo que vienen a llamar un cine vacuo, pretencioso e intransigente.

the assassin 1 bis

La improcedente categorización resulta ser un tanto ínfima tras el visionado de “The Assassin”, obra de la que no encuentro ni un ápice de lógica en lo que respecta a la aparición de posturas extremas. Sin defender lo indefendible, a los entusiastas les resultará difícil justificar la hastiada incomprensión de la película, ya que su carácter indescifrable conseguirá sacar de quicio hasta el más interesado en la historia, y en cuanto a los más críticos, les será innegable destacar toda su calidad visual, de milagrosa estética y brillantez máxima en su puesta en escena. Ahí es donde reside el denotado escepticismo, capaz de castigar con total suspicacia la más que vistosa protuberancia narrativa en su máximo estado de énfasis diluyente, aunque lejos de quedar espantado por lo que en un primer momento denominaríamos como esoterismo narrativo, la fuerza de la imagen se antepone a las propias carencias y soslayando el lenguaje críptico y a menudo incoherente, ésta nos regala unas de las más hermosas y enriquecedores experiencias visuales que hayamos podido ver nunca. Con la necesaria hondura promulgada en su apartado técnico y artístico, se podría decir que el nuevo film de Hou Hsiao-Hsien es así como un milagro, un regalo cinematográfico único, preciosista y natural, tan bello y trascendental que debe ser ponderado hasta la extenuación y elevado hasta las más altas cotas de la excelencia del arte visual.

the assassin 3
Haciendo gala de una prioritaria deconstrucción para posteriormente llevar a cabo una reinterpretación personal y estilística del denominado género wuxia (o cine de artes marciales), el aclamado director chino elabora una historia a fuego lento sobre la indeterminación y la incertidumbre moral (o eso es lo que pretende contar). La película centra su historia en Nie Yinniang, una joven que es secuestrada por una monja y adiestrada por la orden de los asesinos, una organización criminal, para convertirla en una asesina eficiente y letal. Cuando su mentora le pide que regrese a su hogar para matar a su primo, el gobernador Tian Ji’an, Nie Yinniang tendrá que llevar a cabo una decisión que cambiará inevitablemente su destino.

The Assassin 2
Ante la infinidad de matices, la propensión hacia una complejidad por momentos insustancial provoca más que un ligero rechazo a la hora de enfrentarse a la película. Caracterizada como inabarcable en un primer visionado, “The Assassin” desentona en su eficacia por establecer y entroncar definitivamente los diversos puntos que aparentemente componen la conjunción total del filme. Con un poderoso estilo muy remarcado en el encuadre, en el uso de la luz, del sonido etc. uno acaba preguntándose si la brillantez de su estética viene acompañada de un argumento sólido e interesante. Podríamos decir que la conjunción de “The Assassin” se basa en la divinidad pictórica y el esoterismo narrativo, pues lo mejor y lo peor se dan cita en esta película y plantea un propio dilema moral al espectador que poco tiene que ver con el de la protagonista: Quedar extasiado ante la suma belleza de las imágenes o salir con el resquemor que suscita la dificultad del vital entendimiento.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *